Rastros (Busca por aquí cualquier entrada con palabras-clave):

martes, 16 de junio de 2009

EN DEFENSA DE NUESTROS RÍOS

En el año 65 del pasado siglo (se dice pronto) yo tenía diez años. El Padre Tajo aún era digno de tal nombre y fluía por mi ciudad, camino de Lisboa, claro y caudaloso. A su paso por Talavera, la Playa de los Arenales era todo un lujo en el centro de la península, y a ella acudían jóvenes y mayores para aliviarse de los rigores del verano. Sus aguas, se decía, eran un excelente tratamiento contra el reúma, y más de un médico prescribía baños a sus pacientes para combatir la enfermedad. Dos o tres años más tarde, comenzó a rumorearse que el río bajaba contaminado, y algunos farmacéuticos analizaron muestras para confirmar hasta qué grado esto era cierto: por entonces ya se hablaba del Trasvase Tajo Segura, que llevaría el caudal sobrante del río a tierras murcianas. Se iniciaron las obras de este proyecto en 1966 y en 1979 el trasvase comenzó a funcionar.
Los talaveranos, toledanos, castellanos-manchegos (antes de que esta Comunidad Autónoma hubiese sido ni siquiera imaginada) y extremeños (en general, todos los afectados por el trasvase), asistimos a la progresiva degradación del río como si la cosa no fuese con nosotros. Es cierto que hasta 1975 aún vivía el dictador y a pocos se les ocurría levantar la voz en contra de cualquier idea que viniese del Gobierno; menos aún, a nuestras autoridades locales. El caso es que, poco a poco, nos fuimos quedando sin río. Y donde había una profundidad de dos y tres metros, ahora apenas hay agua que llegue a las rodillas. Y aquella transparencia, con toda su fauna, hace años que acabó por morir.
Casi al mismo tiempo, hemos asistido con la misma desidia a la degradación del río Alberche, que hoy, cerca de su desembocadura, no es sino un hilillo de agua, más propio de un arroyo que del río que fue.
En los últimos años, por fin, algunas voces se han alzado para protestar contra tanto deterioro, y se han formado asociaciones de defensa de ambos ríos, en las que figuran asociaciones de vecinos, colectivos de historiadores y representantes políticos, entre otros. El día 20 de junio, a las 12 horas, en la Plaza del Pan de Talavera de la Reina, hay convocada una manifestación en defensa de nuestras aguas. No me cabe la menor duda de que este acto, aunque tardío, es sumamente importante, y la afluencia de manifestantes indicará el grado de compromiso que la ciudadanía tiene con la salud de nuestros ríos, que, a la postre, no deja de afectar a nuestra propia salud. Si la convocatoria es un éxito y hay una concurrencia masiva, significará que el futuro nos preocupa y que estamos dispuestos a defenderlo; si, por el contrario, el número de manifestantes no es el deseado, daremos a entender que lo del agua no va con nosotros. Y entonces, quién sabe, igual dentro de unos años tenemos que asearnos con alguna bebida americana…

4 comentarios:

  1. Lo pequeño y hermoso va decayendo. Las bebidas americanas se van imponiendo. ¡Fuerza con esa batalla!

    ResponderEliminar
  2. Me temo que, para nuestra desgracia, llevas razón en lo que apuntas. Aun así, sólo lo que resiste permanece. Y ahí andamos. Gracias por tu solidaridad.

    ResponderEliminar
  3. Mi buen Antonio, ya sabes que ando un tanto perdida con las cosas de internet y que cada vez tengo más complejo de Guadiana (ya sabes, aparezco y desaparezco) de ahí que últimamente llegue tarde a todas partes.

    Supongo que la concentración fue un éxito, pues somos muchos los afectados y a los que nos duele todo lo que aquí nos cuentas. Me gustaría saber algo más.

    Como también me gustaría que estuviésemos más unidos en estas iniciativas para llegar a cuanta más gente mejor. Te lo digo, porque no entiendo la razón por la que la organización del acto no lo publicitó en lugares como Navalmoral de la Mata, Bohonal de Ibor, Peraleda de la Mata... en fin, lugares que al igual que Talavera están afectados por lo que le están haciendo al Río Tajo y que están muy cerca de Talavera, con lo que los vecinos podrían haberse sumado de haberlo sabido.

    Supongo que estarás de vacaciones ¿no?

    Te dejo un beso grandote.

    ResponderEliminar
  4. Amiga Luisa: como ya he dejado dicho, reitero disculpas por el retraso injustificado de mis respuestas.

    En cuanto a lo que te puedo contar respecto a esta concentración, es lo siguiente:

    - Se hizo extensiva a todos los pueblos y regiones relacionados con el discurrir del Tajo. Así, vinieron manchegos de Entrepeñas y Buendía; extremeños de tu tierra (creo recordar, incluso, que vi alguna pancarta de Bohonal... ¿o Castañar?), de Navalmoral...; y también representantes portugueses.

    - Las cifras que se manejaron hablaban, en unos casos de 10.000 personas y en otros de cerca de 40.000 (supongo que, como en casi todo, "en el centro está la virtud).

    - Por desgracia, y aunque asistieron representantes de todos los partidos políticos, a lo largo del recorrido hubo tiempo para que los dos principales partidos se lanzasen más de una pulla sobre el compromiso y defensa de nuestros ríos, posiciones respecto a los trasvases, etc...

    No he estado de vacaciones, aunque sí con una (digamos) "inapetencia" mayúsculas que me ha impedido (no me digas por qué) dar respuesta a los comentarios pendientes.

    Un abrazo fuerte... y cuida esa mano.

    Antonio

    ResponderEliminar