Rastros (Busca por aquí cualquier entrada con palabras-clave):

sábado, 11 de septiembre de 2010

En espiral

 [Imagen: Caracola fósil - Tomada de la página 'MERCADO LIBRE.COM']

En espiral, tras mis pasos,
vagando voy.
Cuando me alcanzo, no logro
saber quién soy.

Por los espejos
se atropellan mis rostros
tras sus reflejos.

En espiral me recorro.
Dentro de mí,
alguien está vigilando
mi desvivir.

Alguien que mira
y al tiempo que respiro
también respira.

Habrá de venir un día
—sólo una vez—
en que espía y vigilado
sumen su sed.

Y en esa suerte,
puntual a la cita
vendrá la muerte.

20 comentarios:

  1. Cierto, aunque a veces esa espiral nos produzca vértigo.


    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. En espiral, como la rueda de la vida que nos engulle sin saberlo: hombres, plantas, sentimientos, tiempo... Todo pasa... en espiral.
    Muy buena la rima y el contenido. Poema ágil y profundo. Enhorabuena.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  3. En espiral es difícil encontrarse, se sube o se baja, pero no se llega al destino, eso sí, la muerte nunca falla.
    Un excelente ritmo y la rima marca su música.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Hondo el contenido, como la vida, como la muerte, que es la línea de fuga de esa espiral. Contenido profundo que sabiamente contrasta con la liviandad de la seguidilla, de tono popular y ligero.

    A propósito del ritmo: creo que a "alguien me está vigilando le sobra una sílaba.

    Pedro

    ResponderEliminar
  5. Me encanta Antonio. Me encanta. Yo a veces me siento así también. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Cuando el yo interior sigue al hombre que lo genera, la espiral tiene el sentido mismo de la vida, es la presencia que se hace eco en un poema íntimo y puro.
    Me ha gustado muchísimo.

    Un cariño.

    ResponderEliminar
  7. El mar habita el hueso
    y lágrimas las coyonturas,
    cada vez con menos cuerpo,
    somo mayor escritura.

    Besos espiraleados.

    ResponderEliminar
  8. Hondo y vivaz. Que lo cante Poveda. Abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Quizá, Noray, es que vivir ya sea, de por sí, puro vértigo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Esmeralda, gracias por tus palabras.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Terly, se agradece la visita y tu reflexión.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Gracias, Pedro. Creo que, efectivamente, la forma escogida alivia un poco el peso del mensaje.

    En cuanto al apunte que me haces, o yo cuento mal o tú no has leído bien. El verso tiene ocho sílabas: "alguien está vigilando" (no, como pareces apuntar, "alguien me está vigilando...") La primera parte de la estrofa, a diferencia de la seguidilla pura, con combinaciones de 7 y 5, la conforman versos de 8 y 5 sílabas; los últimos tres versos, sí se ajustan a la forma pura de la composición. Dicho esto, tengo mis dudas en el conteo de la primera estrofa, donde no sé exactamente si se cumple la norma que apunto o podrían contarse 8/4, 8/4, 8/7/5.

    Gracias por tu visita.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. ... quería decir: 8/4, 8/4, 5/7/5, obviamente.

    ResponderEliminar
  14. Gracias, Milagros. Como sabes, que alguien se identifique con lo que escribimos, viene a ser siempre el mejor de los elogios.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Lily, creo que tus palabras reafirman con exactitud lo que, quizá por pura intuición, pretendía dejar escrito en mi poema. Gracias.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Eli, pues totalmente cierto lo que dices.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Alfredo, si un día Poveda,
    ay, lo cantara,
    quizá al flamenco ese día
    me aficionara.

    Pero lo dudo;
    por mucho que lo intento
    no entro en su mundo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Démosle tiempo, amigo
    que al buen flamenco
    se llega o no se llega
    por mil caminos.
    Y aquí no hay cuento:
    lo jondo es cencia
    bien aprendía:
    un pellizco de vida,
    y una larga pacencia.

    AJR

    ResponderEliminar
  19. Sobre los conteos de la primera estrofa, me parece que son 8 + 5, en ambas dos posibilidades, a saber
    si: va-gan-do vo-y (por número exacto)
    si: va-gan-do voy(por 4+1)
    Ahora bien, no sé a qué te refieres con 8/7/5.
    Pero, en fin, doutores tiene la métrica.

    Ya puestos, una sugerencia: sobre el verso "en que espía y vigilado" ¿te has planteado (seguro que sí) la aliteración "entre espía y espiado", quizás más aoorde con el juego interno, ida y venida, del ritmo seguidillesco?

    AJR

    ResponderEliminar
  20. Alfredo, tomémosnolo, pues, con pacencia, y a ver si llega (lo de la comunión con el flamenco, por supuesto).

    En cuanto a lo de los conteos, ese 8/5 de la primera estrofa, está claro que mi "oreja" lo había "visto" antes de que mi ojo "lo oyese".

    Lo del 8/7/5, lo aclaro en el siguiente mensaje: se trata de un lapsus digital, pues quería escribir 5/7/5.

    La primera versión era, efectivamente, "entre espía y espiado", pero una nueva razón métrica (puede que con nuevo error de mi parte) me lo desaconsejó, ya que contaba:
    en-trees-pí-ayes-pi-a-do (7 sílabas, y no 8 como venía siendo la norma). Aquí entraríamos en el eterno dilema entre forma y fondo, porque a mí, personalmente, quizá me guste más lo del "espiado" que lo del "vigilado", aunque, en esta ocasión, me incliné por la forma. Caprichos del momento, supongo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar