Rastros (Busca por aquí cualquier entrada con palabras-clave):

martes, 22 de marzo de 2011

Más sobre la poesía


A la eterna pregunta de qué es la poesía,
respondo con silencios y lecturas.

Hay quien escribe versos con oscuras palabras,
metáforas, anáforas, y fuegos imposibles;
versos que vienen a nombrar el mundo
de una forma distinta, inaugural.

Y a mí me gustan.

Y poetas que dan a su palabra
la dimensión profunda de las simas,
la extensión de los ríos caudalosos,
la luz de cien mil soles enlazados,
el verde de las selvas amazónicas.

Y a mí me llegan.

Otros, escriben versos con su nombre
y el nombre de la amada, y se desnudan
de toda identidad que no sea suya,
y me muestran la puerta de su amor.

Y yo los creo.

Los hay que, sin embargo,
se alimentan del duelo de la vida,
del dolor del planeta,
de la cizaña de la intransigencia,
de la injusticia, el miedo, el holocausto.
Y sus versos son armas,
afilados puñales con signos y palabras
contra todo lo oscuro,
que a veces, por extraño
que pueda parecer, llegan al centro
del corazón dormido de los hombres,
alentando al combate.

Y yo también me sumo a sus consignas.

Mientras tanto, me empeño
—contagiado por unos y por otros—
en la aventura de la poesía.
Y busco claridad para mi verbo,
y camino entre sílabas agraces,
y recorro regiones que ignora el corazón,
sólo para llegar hasta mí mismo
sin máscaras ni sombras.
Y levanto el andamio del poema
con cuanto un hombre guarda en sus bolsillos.

No sé si otros verán en mi palabra
la belleza del verbo que descubro en aquellos.
No sé qué es poesía
—si es que es un sueño unívoco
o un paisaje excluyente—.

Escribo a mi dictado. Y, a veces, oigo el ritmo
del mar entre mis versos, y del viento que pasa.

3 comentarios:

  1. Me gusta muchísimo. Sé que es un comentario torpe pero mi trasmayo apenas saca hoy palabras de las embravecidas aguas.

    Quede reflejada mi admiración, por tanto.

    ResponderEliminar
  2. Imposible definirla, Antonio, pero tú la has descrito con soltura y con un final muy aderezado.

    Salud y abazos.

    Pd: Como siempre te agradezco tus apreciaciones a mis poemas.

    ResponderEliminar
  3. Luisa, Emilio:

    Me había dejado vuestros comentarios sin respuesta. Perdonad. Gracias por la visita.

    Un abrazo a ambos.

    ResponderEliminar