Rastros (Busca por aquí cualquier entrada con palabras-clave):

miércoles, 4 de enero de 2012

Dos apuntes para un 4 de enero

[Imagen tomada de VagClub.com]

 
ESPEJO:

Un espejo, es sabido, refleja una mirada,
la luz, capta una imagen...,
y nos miente también, si es cóncavo o convexo.
Pero existió un espejo que forjó una alianza,
un pacto que, aún vigente, dio lugar al nosotros.
Su recuerdo nos llega a veces por sorpresa.
En días como hoy resume el universo.



[Imagen tomada de: artetarothelema.blogspot.com]



LAS CARTAS:


Os contaré una historia que es, al tiempo, la mía.
En ella hay una meiga echadora de cartas,
poeta, quiromántica y amiga sobre todo,
que una noche de invierno desveló mi futuro.
Imaginad un bar repleto de clientes,
humo —aún se fumaba—, voces, rumor de vasos,
y en una mesa un grupo de jóvenes con ganas
de darse a la palabra y divertirse un poco.
Imaginad la escena: a esa bruja amistosa,
las cartas en la mano, citándole al destino
como esos matadores plantados en el ruedo
que aguardan la embestida sesgada de la muerte.
Pues así, medio en broma, me dijo que cortara
y se centró en los naipes con mucha ceremonia,
y los fue desplegando por la mesa sin prisa,
leyendo su mensaje, tallando mi esperanza.
Encontrarás, me dijo, la mujer con que sueñas.
Visitaréis ciudades tomados de la mano.
Tendréis hijos —dos hijas—. Y el camino, a su lado,
será largo y amable y lleno de sentido.
Por supuesto, que todos nos reímos con ella;
que tomamos a broma tamaña profecía.
Junto a mí, una mujer también participaba
de aquel juego de arcanos, ajena a su futuro.
Esa mujer comparte hoy conmigo los sueños.
Nuestra meiga celebra otro cuatro de enero.

4 comentarios:

  1. He mudado mi blog Media Mesa a www.tukyarte.com.ar le estoy avisando a los blog que sigo para que estén al tanto del cambio.
    Perdón por este aviso aquí, pero no tenía forma de avisarles a todos
    Abrazo Grande!

    ResponderEliminar
  2. Felicidades a ambos por ser de inspiración con su amor literal y literario a un tiempo. Bendiciones.

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Tuky, por el aviso. No hay nada que perdonar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Eli, se agradece (guiño cómplice).

    Un abrazo.

    ResponderEliminar