Rastros (Busca por aquí cualquier entrada con palabras-clave):

lunes, 16 de julio de 2012

Carmen


[Letra capitular mexicana del S/ XIX]


Verso y jardín.
La savia por tu nombre,
la poesía.

6 comentarios:

  1. La belleza de un jardín alimenta siempre la inspiración de un poeta.

    Hermosa combinación tu haiku
    Un abrazo
    FINA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Fina. En este caso, jugaba con el doble significado de la palabra "Carmen"; en árabe, jardín; y latín, cántico, verso.

      Un abrazo

      Eliminar
    2. Desconocía ese doble significado. Te agradezco infinito la aclaración, Antonio. Me desvié por otros derroteros con tu haiku; aún así pienso que también válidos.

      Un abrazo

      FINA

      Eliminar
    3. Naturalmente que sí, Fina. El poema, una vez que sale al aire, deja de ser del autor para convertirse en algo propio de quien lo lee. A partir de ahí, los significados y significantes pueden ser infinitos. Gracias por tus lecturas.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. ¡Felicidades!
    (Y el eco respondiendo:)
    !sedadicíleF¡

    (Así se engendra
    --puro azar o milagro--
    este carmíndromo:

    «Seda, dicile: Felicidades»)

    Un abrazo doble.

    (¿A la tercera será la buena? Es el eco, revoltosillo él... Y tanto, aún había una cuarta... Es, literalmente, lo que se llama llegar tarde y "apedreando".)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese carmíndromo
      ya salva las carencias
      de mi haikú.

      Y se agradecen
      —la amistad siempre alerta—
      palabras tales.

      Va un doble abrazo
      por el mismo camino
      de tus afectos.

      Eliminar